Cortometrajes de estudiantes uruguayos, uno con lenguaje de señas, fueron elogiados en España.

ESCRITURA Y CINE: ACERCA DE UN GUIÓN ESCRITO EN LSU

 

 

Elsa García

Escuela Nº116 (Salto) ANEP/CEIP

Leonardo Peluso

Universidad de la República

Mariana Silveira

Escuela Nº116 (Salto) ANEP/CEIP

 

En el marco del concurso Escuela, Escritura y Cine organizado por la OEI (Organización de Estados Iberoamericanos) estudiantes sordos de la Escuela 116 bilingüe elaboraron un guión para la realización de un corto que luego fue ganador y se filmó con actores sordos.

A continuación explicaremos el marco teórico y la fundamentación de política lingüística que subyace a esta experiencia.

 

Marco teórico: las videdeograbaciones en LSU como escritura

La LSU no cuenta con escritura; sobre las razones de esto no entraremos en este artículo, dado que no es central al tema que nos convoca.

A partir de esto se ha señalado que, como la LSU no tiene escritura, se pueden especializar otras tecnologías que habilitan a la construcción de textos diferidos, es decir aquellos que se separan del momento de enunciación y permanecen (Peluso, 2011). Con esto hacemos referencia a las videograbaciones que en la comunidad sorda actual pueden funcionar como escritura.

Fundamentación de las políticas lingüísticas subyacentes a la elección de lenguas

Legislación vigente en nuestro país. La Legislación en nuestro país es muy clara en cuanto al reconocimiento de la LSU como una de las lenguas nacionales. La Ley No. 17.378 (de reconocimiento de la Lenguas de Señas Uruguaya -LSU), año 2001, en su Artículo 1ª establece:

 Se reconoce a todos los efectos a la Lengua de Señas Uruguaya como la lengua natural de las personas sordas y de sus comunidades en todo el territorio de la República.

Esta Ley otorga a los sordos uruguayos el derecho de producción textual en su lengua. A partir de esta Ley el Estado se constituye en garante de dicho derecho.

Por su parte, eso se ve particularmente reforzado por la Ley No. 18.437 (Ley General de Educación), año 2009. En el Título II, que refiere al Sistema Nacional de Educación, Capítulo VII que refiere a las Líneas Transversales, Artículo 40, numeral E) acerca de la Educación Lingüística, se señala la existencia de diferentes lenguas maternas en Uruguay, dentro de las cuales se menciona de forma explícita a la LSU:

La educación lingüística tendrá como propósito el desarrollo de las competencias comunicativas de las personas, el dominio de la lengua escrita, el respeto de las variedades lingüísticas, la reflexión sobre la lengua, la consideración de las diferentes lenguas maternas existentes en el país (español del Uruguay, portugués del Uruguay, lengua de señas uruguaya) y la formación plurilingüe a través de la enseñanza de segundas lenguas y lenguas extranjeras.

Según esta Ley, que retoma los derechos lingüísticos ya planteados por la anterior, la educación de los sordos debe tener en cuenta que su lengua materna es la LSU. Esto no solo tiene implicancias pedagógicas, sino también identitarias y culturales.

La LSU es la lengua materna de los sordos. Teniendo en cuenta que la LSU es la lengua materna de los sordos, que es la lengua central en su educación, que es la lengua que cataliza su patrimonio cultural y sus identidades, parece claro que no se puede entender que exista una verdadera producción cultural sorda que no sea en su lengua (la LSU).

La autora del guión es alumna de la Escuela Nª116. Esta Escuela tiene un programa bilingüe y es respetuosa del patrimonio cultural y lingüístico de la comunidad sorda. A partir de esto, y para participar en el Concurso, se idearon dispositivos interactivos para poder realizar el guión en LSU, no solo como producto final, sino también como proceso. Esto tiene especiales particularidades dado que la LSU no tiene, hasta el momento escritura.

Haciendo un guión sin escritura

Para la realización del guión en videograbaciones se trabajó creando y discutiendo el cuento en LSU en una ronda de sordos, luego la guionista procedió a dividir el cuento en actos y escenas y dibujó cada uno (lo que ayuda, a su vez, en la presentación de las diferentes escenografías y ubicación y movimiento de los personajes).

Luego se filmó sucesivamente el guion hasta que este quedó en una forma depurada. La filmación del guión es el equivalente a la escritura del mismo en una lengua oral.

También se filmó la filmación para documentar el proceso.

 

Reflexiones finales: haciendo política lingüística

Creemos que es de suma importancia (y celebramos) estos Concursos que habilitan la producción de los sordos en su lengua y desde sus marcos culturales. Es evidente que, al no existir escritura de las lenguas de señas, esto impone importantes adaptaciones, en la medida en que nos obliga a aceptar las implicancias teóricas y prácticas que están detrás del uso de las videograbaciones en la elaboración de textos diferidos. Teóricas en la medida en que suponen un corrimiento del propio concepto de escritura y de sujeto letrado; y prácticas porque implica adaptarnos a nuevas tecnologías, que no son siempre fáciles de manipular.

Todo esto es atravesado por asuntos de política e ideología lingüísticas: se juegan relaciones entre lenguas, entre hablantes, entre sujetos. Relaciones que han tenido una historia de dominio y colonización de lo sordo. Creemos que de a poco y a través de estas acciones se va a ir pudiendo revertir esta histórica colonización y se comenzará a transitar hacia una sociedad en equidad y libertad.


Ver artículo Lenguas de Iberoamérica en el portal del MEC (se encuentran disponibles los videos)

DMC Firewall is a Joomla Security extension!